Que estoy haciendo con mi vida – Mayo 2020

¡Hola! ¿Como estás?

Como seguramente puedas ver, estoy en proceso de remodelación del blog. Lo he mudado de WordPress.com a WordPress.org y lo he tenido que adaptar un poco. Me va a llevar un tiempo acostumbrarme, y a realizar todas las mejoras que tengo en mente. Estoy abierto a tus comentarios 😉

Como inauguración del blog nuevo, quería hacer uno de los antiguos «Qué estoy haciendo con mi vida». De hecho, creo que el último que realicé fue en verano del año pasado (y seguramente fue el último post). Para los que no lo sabéis, «Que estoy haciendo con mi vida» es un post que realizo cada 3 meses para explicar, como si lo hiciera con un amigo, que es lo que estado haciendo estos últimos meses.

¡Vamos a ello!


¿Has oído a hablar del Coronavirus?

Estos últimos tres meses he estado confiando en casa, volviendo a estar en casa de mis padres para estar con mi familia, descansar, explorar nuevos proyectos y teletrabajar (en mi caso, haciendo las prácticas de la Universidad).

Aunque las circunstancias son malísimas para mucha gente, me considero afortunado de poder haber parado durante un tiempo. Estoy contento de que mi familia y amigos no hayan tenido ningún problema muy relevante. El período de confinamiento me esta sirviendo para probar nuevas rutinas, empezar y testear algun proyecto y pensar en que quiero hacer más tarde.

Prácticas en el IMIM

Des del 10 de febrero hasta el momento del confinamiento estuve trabajando presencialmente en las prácticas de la Universidad en el Institut de Recerca del Hospital del Mar, en Barcelona. El lugar es una pasada, y está siendo una muy buena oportunidad profesional para aprender y exponerme al mundo real de la investigación y de la nutrición y dietética, fuera de las clases.

¿Un poco de orden en casa?

Si me has leído durante algo de tiempo, sabes que he hablado extensamente del minimalismo en este blog. Los frikis del tema ya hace años que nos movemos por ahí. Hace meses, cuando la moda se reconvirtió en el nuevo orden, concretamente el de Marie Kondo, me dió pereza.

Pero más tarde, terminé por ver algunos de los capítulos en Netflix, y realmente puedo entender las razones por las que le gusta a la gente.

Hace unos días, por procrastinación activa, decidí que quería hacer un poco de limpieza en casa, y poner en orden las cosas. Me compré el libro en Kindle y empecé a leer. Estuve bastante sorprendido con el libro. Para mucha gente, no deja de decir obviedades, y así lo indican algunas valoraciones del libro. Pero otras cosas no. Por ejemplo, la idea de limpiar por categorías en vez de por zonas hace que el proceso sea mucho más lógico, fácil, fluido y agradable.

Hasta el momento, y aun siendo alguien que no tiende a acumular demasiado, he podido dejar ir algunos libros, he ordenado diferentes recuerdos en un mismo espacio, he descartado unos 3 kilos de papel (facturas, recibos, papeles de por si acaso) y estoy en un proceso similar con mi ropa. Estoy contento con el proceso, que supongo que irá pasando poco a poco.

##

Parece raro que ya casi hayan pasado tres meses desde el confinamiento. Han pasado tantas cosas y tan pocas cosas al mismo tiempo, que si no paras a pensarlo es extraño en cierto modo. Y parece raro que no escriba más cosas. He hecho bastantes, pero la mayoría son proyectos personales y con relevancia baja para la mayoría de los lectores. Pero bueno, quizás veremos más cosas en el futuro. Sin promesas.

Esta entrada tiene 2 comentarios

  1. Marcel

    Sempre és un plaer llegir-te!

    PD: m’apunto el llibre, per si mai sóc capaç de llegir-ne més de 5 pàgines d’un no narratiu.

Deja una respuesta